Consejos para tener una buena huerta

¿Cómo hacer correctamente un parche de verduras?

¿Qué es un huerto?

Aunque nuestro huerto sea pequeño, todavía puede cultivarse. La huerta cuadrada es entonces un método de cultivo en un espacio estrecho. Después, paulatinamente, los cultivos irán aumentando. Otro objetivo es el método decorativo, cuya plantación varía según la afinidad del jardinero y el puesto de plantación. Puede ser rectangular, cuadrada o redonda.

La realización de la huerta

La realización de los bordes de las huertas requerirá un trabajo manual. Para las cenefas, podemos utilizar madera, plantas, piedras… Todo dependerá de nuestros gustos y presupuesto.

Plantar en la huerta, escoger hortalizas

Para realizar la plantación, la persona deberá elegir bien las hortalizas. Se trata de tomates, lechugas, rábanos, calabacines y otras verduras fáciles de cultivar. A esto se añaden plantas aromáticas como el perejil, la menta…

Haga sólo lo esencial

Para llevar a cabo la plantación, debemos plantar sólo hortalizas indispensables, es decir, aquellas que utilizamos prácticamente todos los días. Aquí debe darse prioridad a la cuestión del espacio. Por eso, se debe evitar la gran cantidad. De lo contrario, deberemos subir.

Protección de las plantas contra las plagas

Prevenir las plagas de las plantas es algo bueno. Para ello podemos utilizar marcos de café que alejarán las babosas. Para continuar, las plantas aromáticas son un excelente repelente de plagas, pero atraerán a insectos beneficiosos.

La organización de la huerta

Alternar verduras

En un huerto, la asociación es el primer principio en respetar. Para ello, la persona debe poner una al lado de la otra, verduras de tipo similar, pero de familias distintas. El objetivo no es ponerlos en competición puesto que tienen necesidades nutricionales idénticas. Cuando combinas plantas diferentes, no corren el riesgo de contraer las mismas enfermedades o atraer plagas de insectos comunes.

Asociación de verduras

Alternar verduras también debería significar combinar verduras según sus necesidades. Por ejemplo, las verduras grandes que necesitarán una exposición constante se combinarán con las verduras más pequeñas que necesitan sombra.

Los beneficios de la huerta

La huerta ofrece varias ventajas. En primer lugar, la cultura se adapta a zonas pequeñas. En segundo lugar, aunque el sitio sea estrecho, la gente puede disfrutar de una variedad de verduras, pero en pequeñas cantidades. En tercer lugar, la huerta cuadrada conseguirá la optimización de las hortalizas durante todo el año. El ahorro de agua es el cuarto punto. Dado que las plantas se encuentran en un espacio estrecho, será más fácil regarlas.

Y por último, para aquellos que no tendrán demasiado tiempo para dedicar a la plantación, la huerta cuadrada sólo recomienda un fácil mantenimiento. Solo requerirá un máximo de 20 minutos de mantenimiento al día. Y lo mejor es que no necesitamos contratar a un jardinero.

.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.