Educación infantil en casa

¿Cómo educar correctamente a su hijo?

Las reglas de la vida cotidiana

Lo primero que hay que enseñar a un niño son las normas de la vida diaria, incluyendo educación, limpieza y respeto…

La cortesía

Un niño bien educado es la base de una virtuosa familia. Para empezar, la educación en un niño comienza con las gracias. Por tanto, lo puedes enseñar poco a poco ofreciéndole un objeto y dándole las gracias. Cuanto más repitas este gesto, explicándole al mismo tiempo que cuando alguien te regala algo, siempre debes decir «gracias», más podrá volver a decirlo sin tu ayuda y lo aplicará toda la vida. .

La limpieza

La segunda cosa a enseñar a un niño es la limpieza. Enséñale a lavarse siempre las manos antes de comer. Sobre todo, acompáñalo al baño. Guía sus manos hacia el grifo. A continuación, tome el jabón o el gel de lavado y frote las manos juntas y, a continuación, aclare. Es lo mismo para la ducha, es necesario guiarla cada vez entonces tendrá capacidad para hacerlo ella misma.

Respeto y obediencia

Para hacerlo respetuoso, educarle iniciándole a ser obediente con sus padres y adultos. En comparación con otros niños, enséñale a comportarse con ellos, cómo no pegar a los demás, no cogerle los juguetes…

buen comportamiento

Tampoco debe descuidarse el buen comportamiento en la educación familiar de un niño. Puedes enseñarle a sentarse en la mesa, presentar los cubiertos… Dar lugar a las personas mayores y ayudarles también forma parte de la norma de buen comportamiento.

Educar con el ejemplo

Como los niños son aún tan pequeños, pueden tener dificultades para entender lo que les dices. Para que tengan la capacidad de entender bien, no dude en ponerle ejemplos. Tanto si se trata de comparaciones como de experiencias de la vida real con personajes que les gustan, compártelos con ellos para que puedan aprender de ellos.

Saber decir que no

Decir «no» es beneficioso a la hora de criar a un niño porque entenderá que no se puede tener todo en la vida. De hecho, si no quiere que él o ella se convierta en un auténtico niño mimado, piense en decir no a sus caprichos. Por otra parte, decir no no significa negarle todo, saber darle las cosas necesarias y prácticas para que crezca.

¿Sanciones o castigos?

Las sanciones y castigos son útiles para corregir a un niño. Optar por el castigo verbal y gestual, o incluso por la privación. Él va a entender muy rápidamente que se había equivocado.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *