Los diferentes tratamientos para la cistitis

¿Cómo tratar correctamente la cistitis?

Existen diferentes métodos que pueden aliviar el malestar del cistitis y para superarlo. Estos remedios son naturales y la mayoría de los ingredientes ya se encuentran en su cocina.

Bicarbonato de sodio

En el caso de una infección de orina o de vejiga, el bicarbonato se puede utilizar de dos formas diferentes. Primero puede consumirse en forma de bebida para beber con el estómago vacío cuando el estómago todavía esté vacío.
En segundo lugar, también puede utilizarse como agua de lavado.

Por eso necesitas 1 litro de agua y 1 o 2 cucharadas de bicarbonato de sodio. Mezclar todo y lavar con él después de orinar. Repita la acción después de cada pipí.
En cada caso el resultado sigue siendo el mismo, pues la técnica consiste en eliminar los microbios responsables de la infección de las paredes de la uretra.

El rábano

Es la versión natural de los antibióticos que tomamos en forma de pastillas. Se utiliza para el tratamiento de todo tipo de infecciones.

Se sabe que el rábano trata los problemas del hígado, pero también tiene la capacidad de expulsar a los gérmenes que hay en la orina. Así, evita el desarrollo de microbios indeseables en las vías urinarias.

perejil

Muy utilizado como remedio natural para el tratamiento de muchos problemas de salud, el perejil es muy diurético. Elimina las toxinas presentes en el organismo y ayuda al riñón a realizar su trabajo correctamente.

Al igual que el rábano, evita el alojamiento de bacterias en la vejiga. Puede comerse crudo para aumentar los niveles de calcio, pero también se puede beber durante el día. Para ello, basta con coger un puñado de perejil y ponerlo en 1 litro de agua hirviendo durante cinco minutos.

espinacas

Las espinacas son un alimento más conocido por ser rico en hierro y minerales, pero debes saber que también tiene propiedades antioxidantes que ayudan a tu cuerpo a luchar contra las infecciones microbianas de todo tipo.
Para consumir en forma de ensalada o en forma de bebida es una auténtica fuente de vitamina y antibacterias para el organismo.

El limón

Puede beber zumo de limón con el estómago vacío o utilizarlo en su ensalada para beneficiarse de sus beneficios antimicrobianos. La composición del limón le permite aumentar el nivel de pH del cuerpo. Así evita la proliferación y el desarrollo de bacterias.

En invierno, el limón también es una auténtica fuente de vitamina C que ayuda a sus anticuerpos a hacer frente a diversas enfermedades como la gripe o incluso la tos. Por lo tanto, puede consumirlo con moderación durante el año.

.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.