Saltar al contenido
aibv

Saber cómo manejar los conflictos

octubre 15, 2020

Ya sea en nuestra vida personal o profesional, el simple hecho de coexistir con diferentes personas puede ser una fuente de conflicto. Le enseñamos cómo desactivar una situación de conflicto de forma inteligente.

A pesar de ser un ser social, el ser humano está hecho de tal manera que entra fácilmente en conflicto con los demás, siempre y cuando la otra persona no comparta sus opiniones. A veces podemos ser a la vez actores y observadores de estas situaciones conflictivas que pueden llegar a ser más graves si no intervenimos a tiempo. Le damos algunos consejos sobre cómo desactivar un conflicto sin problemas .

if

Reconociendo el conflicto

El conflicto suele surgir de una diferencia de opinión sobre un tema. Cuando la gente no se pone de acuerdo, hay dos tipos de comportamiento: o bien las personas huyen y evitan comunicarse entre sí, o bien una persigue a la otra sobre la base del acoso moral para hacerla capitular. En ambos casos la situación entre los protagonistas es tensa y puede afectar al resto de su entorno.

Resolver el conflicto escuchando

Lógicamente, durante un conflicto, la gente no desea escuchar los argumentos de la parte contraria, ya que a menudo los consideran inútiles. Sin embargo, escuchar la versión de la persona que está en desacuerdo puede proporcionar una visión complementaria para encontrar una solución al problema encontrado.

if

Si entra en conflicto, no se cierre y esté abierto a la conversación. Elija un momento apropiado en terreno neutral. Tanto si se trata de un conflicto profesional como doméstico, el hecho de reunirse fuera de la zona común permite echar un nuevo vistazo a la situación, lo que tiende a restarle importancia.

Proponga un acuerdo ganador-ganador para resolver un conflicto

El intercambio le habrá permitido comprender las expectativas del otro y considerarlas. Así es como podrá proponer un acuerdo amistoso del que ambas partes saldrán ganando. El no reconocer la opinión de la otra parte siempre cierra la puerta a un resultado positivo y constructivo.

Ser ayudado por un mediador en caso de conflicto persistente

Si, a pesar de los esfuerzos de ambas partes, no puede llegar a un acuerdo, se recomienda que busque la ayuda de un tercero. Puede hacerlo consultando a una persona neutral de su entorno común que haya tenido un papel de observador en el conflicto. Podrá expresar su versión de los hechos vista desde fuera sin tomar partido por ninguna de las partes.

if

Si no dispone de este tipo de intermediario, no dude en consultar a un terapeuta profesional que le escuche y que conozca las técnicas psicológicas para aportar una solución a la crisis que está atravesando.

error: Content is protected !!